Regresamos

Regresa El orden del día con un renovado diseño y mejoras para sus lectores. Por cierto, lo mismo hay quien ya se ha dado cuenta pero para quien no, El orden del día está configurado para ser usado con Mozilla; si aún navegas con Explorer verás desconfigurada la pantalla. Por eso al final de cada hoja aparece un enlace para que te lo puedas descargar. Si aún no lo tienes y esto te hace que cambies, verás como nos lo agradeces.

Podrás leer las noticias que siempre has encontrado en El orden del día pero, además, a Antonio Salmerón, Esteban Giménez Sicilia y Álvaro Blanes que se incorporan con sus respectivas Elucubraciones frente al escaparate, Asignatura pendiente y El desorden del día; nuevos blogs en los que, desde hoy, tendremos nuevas ventanas desde las que contemplar la Semana Santa de Almería.

Incluimos una entrevista a José María Martínez, Director de la revista LIBREA con ocasión de la edición de un nuevo número y con ella comenzamos una nueva experiencia con la que se pretende acercar otras voces y otras opiniones. Con vocación de continuidad, la actualidad y el calendario cofrade señalarán a los protagonistas de próximas citas.

Igualmente hay varios proyectos que a lo largo de esta Navidad se irán materializando, como El Cabildo, una original propuesta que se espera sea bien acogida por los lectores y usuarios de este espacio y con los que se espera contar para dar cuerpo al mismo...

Y pese a estas novedades y otras mejoras que el propio usuario experimentará en su acceso a contenidos muchas han sido, no obstante, las cosas que en este tiempo se han abandonado. Es el caso, por ejemplo, de los reproductores de sonido que si bien fueron ampliamente aceptados por los usuarios (respaldados incluso a través de una encuesta que proponía su idoneidad), su proliferación en otros espacios ha llevado a considerar agotada esta vía de mejora en los servicios que presta El orden del día. Y es que la innovación ha sido una pauta autoimpuesta y en la que los seguidores de este espacio nos han ratificado a la vista del aprovechamiento que de los avances técnicos de este blog se hace continuamente.

En ese sentido, y tras diversas pruebas a lo largo de estos casi dos meses de ausencia, con la filtración en Farol de guía a mediados de noviembre del cambio a Wordpress y llevarlo a cabo posteriormente y a comienzos de diciembre el blog de Almería cofrade, se decidió continuar con Blogger. Pese a las carencias técnicas que esta plataforma ofrece.

No obstante, y pese a la migración que en un primer momento se hizo del contenido hasta Wordpress y tras comprobar que las mejoras que ofrecía no merecían la pena en comparación con limitaciones como la de espacio a nuestra disposición (apenas 50 Mb frente al Giga que ofrece Blogger) así como el sistema de pago bajo el que se encontraban casi todas las opciones terminaron por decantar la balanza del regreso a casa.


Gracias a

Los contadores y estadísticas son más o menos fiables. Por supuesto los que no son (somos) fiables son los respectivos administradores de cada sitio, pero si hay un indicativo del valor de un espacio es cómo (cuánto) se le echa de menos en su ausencia. Es lo que le ha ocurrido a El orden del día; desde correos electrónicos a preguntas por la calle interesándose por el pronto regreso. Conversaciones a través del messenger e incluso menciones en otros espacios. Una respuesta al cierre que en ningún momento esperaba y que obliga a regresar dando más de lo que se espera.

Pero para ello es necesario el esfuerzo y ayuda de mucha gente; a ellos este agradecimiento.

Antonio Salmerón, al que de tanto llenar el saco de los favores que me hace, temo que pronto pueda romperlo. Suyas serán las Elucubraciones frente al escaparate.

Esteban G. Sicilia, con el que no esperaba contar y ahora resulta que firma un blog; Asignatura pendiente y en el que espero que algún día cuente el porqué del nombre.

Álvaro Blanes, que siempre escribe. No hace falta ni terminar la frase para que acepte y será el responsable de El desorden del día.

José María Martínez, poco dado a hacer lo que hace en la entrevista pero que me hizo el favor de conceder la primera.

Alejandro Cerezo, gran asesor al que no consigo hacerle caso pero al que me encanta escuchar.

Dani Pérez, que todos los días me recordaba por el messenger que los días no son iguales sin una (o las que sean) vista a El orden del día.

Carlos García Jarana, por echarnos de menos y destapar su vena cofrade más rancia cuando se lo pedí. Por soportar estoicamente el desfile de plantillas y proyectos sobre los que pronunciarse.

Pepe Castroviejo por asistir al mismo desfile de plantillas.

Guillermo Méndez por sus ánimos en los Arcos de Santiago; qué sitio más cofrade.

José Miguel Codina, esa especie de alarma constante que favorece el trabajo cuando las ganas se disipan. Por cierto, dice que se atreve con un blog y pronto podría sumarse a El orden del día.

Ojalá estos casi dos meses te hayan parecido cortos. Y ojalá en el regreso estemos a la altura de lo que esperas. Mañana nos veremos repasando la actualidad de nuestras cofradías en internet como este último año.

Muchas gracias.

0 comentarios:

Blogger Template by Clairvo